George, la última tortuga de su especie

Hace poco conocimos la triste noticia del fallecimiento de Geroge en Galápagos (Ecuador), una gigantesca tortuga que tenía unos cien años de edad y que se tratada de una especie única.

George, la tortuga gigante, ha fallecido

Foto del momento en el que encontraron a George

Los esfuerzos de sus cuidadores por conseguir que dejase descendencia fueron infructuosos, acabando con su historia por una insuficiencia cardíaca que la dejó sin vida en su corral. No obstante, se trata de primeras informaciones, por lo que tendremos que esperar a la autopsia para confirmar o desmentir la razón de su fallecimiento.

Lo verdaderamente triste de esto es que nos encontramos con una nueva extinción de esta especie, sin posibilidades de poder volver a recuperarla. En concreto se trataba de la última “Chelonoidis Abingdoni

Recientemente hemos conocido que el director del PNG (Parque Nacional Galápagos) ha comunicado que después de la necropsia se tomarán muestras fisiológicas de la tortuga para poder conservarlas por si son necesarias en un futuro.

La intención es la de embalsamar al Solitario Jorge para que pueda ser expuesto de forma que las futuras generaciones tengan la posibilidad de conocerlo. Para ello se creará un nuevo museo en la Isla Santa Cruz, que es donde el PNG tiene su sede.

No obstante, Llerena, cuidador durante los últimos 40 años de Geroge nos explica que existe la posibilidad de que alguno de los huevos que tienen las hembras en este momento llegase a germinar, pudiendo perpetuar la especie. No obstante, y debido a la gran cantidad de intentos a lo largo de estos años, deja un sabor amargo a la esperanza de que esto resulte.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.