España y Colombia luchan por recuperar el loro orejiamarillo

Más a menudo de lo que nos gustaría, algunas especies animales llegan a tal punto que se consideran en peligro de extinción o directamente extinguidas. Algo parecido ha ocurrido con el loro orejiamarillo, un ejemplar localizado en los Andes colombianos y que en el año 1998 se catalogó como especie extinta.

Loro orejiamarillo

Loro orejiamarillo

No obstante, el esfuerzo tanto de las autoridades colombianas como de las españolas ha permitido que a día de hoy se alcancen los 2600 ejemplares gracias a un proyecto que fue promovido en España y que sin duda ha representado un paso adelante para poder conservar esta y otras especies animales.

Una de las razones por las que este pájaro se ha encontrado en franco peligro es debido a la desaparición de los árboles conocidos como palmera de cera, el único en el que este loro anidaba.

Se trata de la palmera más alta del mundo que llega a contar con un tronco que alcanza la friolera de 90 m.

Una vez que el loro orejiamarillo fue considerado extinto, varios expertos comenzaron una intensa búsqueda por si se podían encontrar ejemplares todavía vivos, y fue ya a finales de 1998 cuando se consiguieron localizar un total de 82, momento en el que se tomó la decisión de crear la ONG Fundación Pro Aves, la cual, en asociación con la Fundación Loro Parque española comenzó con el proceso para la recuperación y protección de estos animales.

En total, España ha donado 1.300.000 $ para que este proyecto se pudiese llevar a cabo. Cabe destacar que el Vaticano también ha participado en las tareas para lograr la recuperación.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.